Saltar al contenido
Portada » Las palabras que nos señalan – Lenguaje Segundo de Secundaria

Las palabras que nos señalan – Lenguaje Segundo de Secundaria

Aprendizaje esperado: Investiga sobre la diversidad lingüística y cultural de los pueblos hispanohablantes.

Énfasis: Identificar estereotipos asociados a las maneras de hablar español.

¿Qué vamos a aprender?

Conocerás la importancia y el valor que tienen las distintas formas y variantes para expresarse en nuestra lengua materna.

Todas las personas hablamos diferente y es importante ser conscientes de eso. Por ejemplo, tú utilizas palabras distintas a las que usan tus amigas y amigos, y eso no está mal, al entender la diversidad, contribuyes a combatir la discriminación.

Quizá en alguna ocasión hayas escuchado a alguien opinar: “eso está mal dicho, no sabe hablar”. Puede ser que, incluso, tú hayas usado esa frase o alguna similar. Probablemente todos lo hemos hecho. Lo importante es darse cuenta de que las variables lingüísticas y las diferencias en el habla se generan debido a muchos factores, tanto culturales como sociales.

En esta sesión, comprenderás que tanto el respeto como la tolerancia a la diversidad son fundamentales en nuestro día a día. No hay algo que sea mejor o peor en cuanto a la forma de usar la lengua, depende de su intención.

¿Qué hacemos?

Reflexiona en lo siguiente:

¿Qué es un estereotipo?

Un estereotipo es una imagen o idea exagerada que se tiene sobre un grupo social. Por ejemplo, como cuando se dice que a las mujeres les gusta el color rosa, y a los hombres, el azul.

¿Qué es un prejuicio?

Profundiza en la definición de prejuicio con lo que Gordon Allport dice al respecto. Gordon Allport fue un psicólogo estadounidense y es considerado uno de los fundadores de la llamada “psicología de la personalidad”.

Prejuicio

Antipatía basada en una generalización inflexible y errónea, que puede ser expresada, dirigida hacia un grupo o hacía un individuo.

Un prejuicio puede influir de manera negativa en las relaciones entre grupos sociales y dificultar su convivencia. Esto no se refiere simplemente a grupos con diferencias económicas, sino principalmente ideológicas. A veces, porque otros piensan distinto a nosotros, o se visten de manera diferente, se puede pensar que son antipáticos o incluso malas personas. En ese momento estaríamos cayendo en un prejuicio, puesto que aún no tenemos oportunidad de conocer a fondo a esas personas.

No obstante, no todos los prejuicios son negativos. Todos tenemos prejuicios y en ocasiones pueden llegar a ser acertados. Hay que ser inteligentes y no quedarnos con una primera impresión, sino hacernos de una opinión fundamentada.

Ahora, analiza el significado de “estereotipo”, según el psicólogo social Darío Páez Rovira:

Estereotipo

Dimensión cognitiva de una representación social.

¿Qué significa dimensión cognitiva?

Dimensión cognitiva es la capacidad que tienen las personas para comprender la realidad, el mundo y el entorno.

En este caso, la definición se refiere al conocimiento superficial o las primeras impresiones que se tienen acerca de las características, o comportamientos, de un grupo o persona específica.

De esto, se puede deducir que un estereotipo podría estar influenciado por prejuicios. Como cuando escuchas la palabra madrastra, e inmediatamente imaginas a una persona de malos sentimientos. El estereotipo de las madrastras está asociado a prejuicios que se forman por la influencia de algunos cuentos infantiles. Y no necesariamente tiene que ser así.

Sin embargo, esa representación o estereotipo adquiere cierta aceptación socialmente. Lo mismo ocurre con el lenguaje. Hay formas de hablar el español que son consideradas por algunos como correctas o deseables y otras como inferiores o incorrectas, sin que lo sean.

Para darte una mejor idea, observa el siguiente video.

  1. Diversidad de palabras.

La Ley Federal para Prevenir y Eliminar la Discriminación entró en vigor el 11 de julio de 2013. Y es un evento importante, ya que, en ocasiones, tanto los estereotipos como los prejuicios pueden tener como resultado actos de discriminación lingüística.

Desafortunadamente, hay ocasiones en que se generan tratos desiguales por la forma en que hablan las personas.

La clasificación que se hace de las personas, basado en su forma de hablar y su apariencia, se le conoce como estereotipo, y las ideas preconcebidas que se tienen sobre la lengua o sus hablantes son prejuicios.

Analiza la siguiente conversación de tres personas que hablan un español distinto, de acuerdo con el lugar en donde viven o de donde provienen.

  1. Acciones por una cultura incluyente e intercultural.

¿Te percataste de que eran tres personas de diferente lugar?

¿Tuviste algún prejuicio o identificaste algún estereotipo?

Recuerda que en cualquier lugar siempre encontrarás distintos grupos de personas que se expresan de múltiples maneras, y que tienen diferentes formas para decir algunas palabras. Incluso pueden hacerlo con diversas entonaciones.

Los grupos de personas suelen estar unidos por intereses similares o porque pertenecen a una misma comunidad. Cada uno posee características y formas de habla propias, por las cuales nadie debe ser juzgado y mucho menos discriminado. Esa manera de expresarse es parte de su identidad. Y aunque a simple vista pareciera que no, en realidad cada uno es diferente.

Por ejemplo, hay regiones en donde a las niñas y niños se les dice “huerca” o “huerco”. O en algunos lugares de la costa sur del país en donde dicen: “¡A vaina!”, para demostrar admiración hacia alguien por algún logro.

Hay que tener presente que la lengua no discrimina, al contrario, se enriquece. Quienes discriminan son los hablantes y evitarlo debe ser un acto consciente al relacionarnos con los demás.

Lee la siguiente frase:

“Dizque la cosecha se iba a dar mejor con este producto, pero es lo mesmo”.

Quizá has escuchado esas expresiones.

¿Tienes conocidos o familiares que empleen palabras similares?

Conversa con tu familia y reflexiona en conjunto sobre estas preguntas.

¿Por qué crees que la lengua cambia según la región en que se hable?

La forma en que una persona o un grupo social utiliza el lenguaje no es motivo para que sea discriminado, ya que la variedad lingüística y cultural es lo que enriquece el idioma.

El español siempre está en movimiento. Por ejemplo, si vivieras en otra zona del país, utilizarías palabras y expresiones diferentes, y eso también sería válido. Quizá hasta pronunciarías algunas palabras de forma distinta a como se escriben. Por ejemplo, se puede decir “mujer” pero también “mujel”, como se pronuncia en algunas regiones de América Central.

Este tipo de habla o acento no demerita el lenguaje, por el contrario, demuestra todas las posibilidades que tiene.

Imagina que una persona es rechazada por otras sólo porque pronunció de forma distinta ciertas palabras.

¿Cómo crees que le afecte el hecho de ser excluida?

¿Qué harías si estuvieras en su situación?

¿Y si fueras testigo de lo que sucede?

La manera de hablar forma parte de la individualidad y de la cultura de una persona. También de su libertad y sus derechos básicos. Por lo que, atacar a alguien por este motivo, es atentar contra su integridad.

Recuerda que un estereotipo son las imágenes simplistas y a veces ridiculizantes, basadas en prejuicios y generalidades. Mientras que un prejuicio es la idea anticipada, generalmente negativa, que se tiene sobre las lenguas o sus hablantes.

El español del norte de México no suena igual que el español del sur, así como el español en España no es igual que el de Argentina o Colombia. Esto es porque cada región se apropia del idioma y lo adapta según sus características y necesidades.

El español es una lengua utilizada en todo el mundo. Es por eso que hay tantas maneras de comunicarse en cada uno de los países que lo hablan. Una misma lengua es empleada por millones de personas, no obstante, cada persona la adaptará dependiendo de su contexto, necesidades, edad o intereses.

La discriminación lingüística se presenta cuando una persona es excluida de algún grupo social o laboral por la forma en la que habla. Esto atenta contra los derechos fundamentales de los seres humanos. Uno de los aspectos a reflexionar es cómo se puede evitar tener actitudes prejuiciosas ante quienes nos rodean, y sus diferentes maneras de hablar español.

Es importante que México se haya legislado contra este tipo de discriminación. Sería contraproducente para la diversidad cultural pensar que aquéllos que hablan distinto, lo hacen mal.

Todas las maneras de hablar español son valiosas, pues enriquecen nuestro idioma y brindan un matiz característico a cada región hispanoparlante. El español es un idioma vivo y es importante comprender que la lengua la hacen los hablantes. Además, es flexible, cambia según el contexto, como al escribir una carta formal o dar una conferencia. También cambia al chatear, solicitar algún servicio o conversar con amigas o amigos.

A continuación, lee algunos ejemplos del español diverso que se habla en México. Tal vez reconozcas algunas palabras.

Lulú:

Wuai, mira, ninia, ya quiero ir pa Mérida, ir pal cenote y bañarnos, ponernos en una ceiba y comer pitahaya con habanero seco. Te envié una cuja con unos regalos.

Te quiere, tu primo.

¿Reconociste alguna de las palabras subrayadas? ¿O te fue complicado entender el mensaje?

Continúa leyendo más ejemplos:

Chiles xalapeños

‒ ¡Pariente, venga a comer una torta de vena de chile!

‒ ¡A su mechaEtán bravas, deme un agua pa´ la se.

Xalapa, Veracruz.

¿Notaste la escritura en este texto?

¿Observaste cómo desaparecen algunas letras?

Este ejemplo muestra un pequeño vistazo de Xalapa a través de su lenguaje.

Ahora, lee el siguiente texto que el profesor Antonio De Casso redactó para esta sesión.

Un día en la playa El Coromuel

Tata, le traje unos burritos de machaca y para que se ponga lurio, pues un hate.

—¡Meeh pushiVen verás, mijo. Camelo que ya están llegando las ballenas. ¡Y no! Wacha tata, son meramente mantarrayas, están pelechadas, se ve bien curado con el atardecer, ojalá estuviera la palomilla

La Paz, Baja California Sur.

Posiblemente hayas comprendido los textos en general, y sólo algunas palabras te hayan parecido extrañas. Y eso sucede porque se usan palabras que no pertenecen a tu entorno. Pero no por ello, no tienen validez.

Lo importante es reconocer que existen diversas formas de expresarse y así tomar consciencia de los estereotipos en torno a las diferentes maneras de hablar el español.

Tan es así que existe una ley que protege a las personas y a su forma de hablar y expresarse.

Las disposiciones de la Ley para Prevenir y Eliminar la Discriminación son de orden público y de interés social.

Conoce un poco más de lo que dice esta ley.

Ley Federal Para Prevenir y Eliminar la Discriminación.

Capítulo II. Medidas Para Prevenir la Discriminación.

Con base en lo establecido en el artículo primero constitucional y el artículo nueve, párrafo segundo, fracción XXV de esta Ley, consideran como discriminación:

“Restringir o limitar el uso de su lengua, usos, costumbres y cultura, en actividades públicas o privadas, en términos de las disposiciones aplicables.”

Es decir, nadie puede limitar nuestra manera de hablar y expresarnos, no importa si está en un contexto público, como una conferencia o una clase, y tampoco si está en uno privado, como en una reunión con amigos.

¿Piensas que la discriminación está relacionada con los prejuicios y los estereotipos?

Realiza la siguiente actividad.

A partir de lo revisado durante esta sesión, intenta contestar las siguientes preguntas.

  1. Según Allport, se define como una antipatía basada en una generalización inflexible y errónea.
  1. Estereotipo
  2. Prejuicio
  3. Discriminación
  1. ¿Cuándo entró en vigor la Ley Federal Para Prevenir y Eliminar la Discriminación?
  1. 11 de julio de 2013
  2. 11 de febrero de 2005
  3. 11 de junio de 2013
  1. Según Darío Páez, es la dimensión cognitiva de una representación social.
  1. Estereotipo
  2. Prejuicio
  3. Discriminación

¿Pudiste responder a todas las preguntas?

No olvides que repasar tus apuntes sobre la sesión puede ayudarte a afianzar mejor tus conocimientos.

Es una información valiosa que debes tener siempre presente, ya que te ayuda a comprender tus derechos y te muestra que debes ser respetuoso con todo tipo de personas y su manera de hablar. Porque hablar, además transmitir algún mensaje, también te ayuda a expresar tu personalidad y te otorga un sentido de pertenencia cultural.

Puedes conocer mucho de la gente si preparas el oído y le prestas atención a la forma de sus palabras.

No olvides que no hay formas buenas o malas de hablar nuestro idioma, sino que las distintas posibilidades lo amplían y, por lo tanto, enriquecen la cultura.

Consulta tu libro de texto y explora las actividades referentes al tema atendido durante la sesión.

El Reto de Hoy:

Toma tu cuaderno y trata de escribir una breve narración en la cual integres palabras que empleas en tu localidad y que has escuchado en los demás. Subráyalas en tu relato y observa cómo esas palabras son parte de lo que te da identidad.

¡Buen trabajo!

Gracias por tu esfuerzo.

¿Tienes dudas de la clase?.

Haz una pregunta dando clic aquí

Deja un comentario