Portada » ¿Por qué promover la cultura de paz? – Civismo Tercero de Secundaria

¿Por qué promover la cultura de paz? – Civismo Tercero de Secundaria

Aprendizaje esperado: Promueve la cultura de paz en sus relaciones con los demás y en su manera de influir en el contexto social y político.

Énfasis: Comprender la importancia de promover la cultura de paz.

¿Qué vamos a aprender?

Reflexionarás sobre el tema “¿Por qué promover la cultura de paz?”. Lo que aprenderás deberá servir para mejorar tu calidad de vida así como la de tu familia.

En el ámbito social y político se hacen declaraciones o se emiten opiniones y expresiones de odio que atentan contra la integridad de personas. Hay grupos que además alientan y justifican la violencia en contra de personas o grupos específicos, como las mujeres, los migrantes y los indígenas.

¿Cuántas películas has visto últimamente que no contengan violencia? ¿Cuántas están en el cine o alguna plataforma, que en realidad no haya balazos o agresiones? La verdad es que se vive en un mundo donde la paz como valor da mucho de qué hablar.

Como ya has visto en otras sesiones, la cultura de paz se ha convertido en una prioridad ante la situación de extrema violencia que viven los habitantes de distintas naciones en el mundo.

Según el Diccionario de la real academia española (DRAE), paz es una situación en la que no existe lucha armada en un país o entre países. También es la relación de armonía entre personas, sin enfrentamientos ni conflictos.

Para Rigoberta Menchú: “la paz no es solamente la ausencia de la guerra; mientras haya pobreza, racismo, discriminación y exclusión difícilmente podremos alcanzar un mundo de paz”.

“La paz es hija de la convivencia, de la educación, del diálogo. El respeto a las culturas milenarias hace nacer la paz en el presente”.

Mientras reflexionas con relación a la cita anterior, prepara los materiales y recursos que facilitarán el registro y desarrollo de las actividades, así como la toma de notas, que serán de gran ayuda para la comprensión de los contenidos de la sesión. Para ello, es necesario tener a la mano tu cuaderno de notas.

¿Qué hacemos?

Rigoberta Menchú Tum es una activista y defensora de la paz, la justicia social y los derechos humanos de los pueblos indígenas en Guatemala, en el continente americano y en otras partes del mundo. Fue reconocida con el Premio Nobel de la Paz en 1992.

¿Qué es la cultura de paz? La cultura de paz se refiere a todos aquellos valores, ideas, actitudes y comportamientos que contribuyen a construir la paz.

Una paz que significa no sólo la erradicación de la violencia directa, como las agresiones físicas y psicológicas o los conflictos armados, sino también de la violencia estructural, expresada en las desigualdades sociales e injusticias de la violencia cultural que está detrás de todas las violencias que pretenden justificar la discriminación o el odio.

En noviembre de 1999, la Asamblea de las Naciones Unidas aprobó la “Declaración y Programa de Acción por una Cultura de Paz de las Naciones Unidas”, que dice:

“Una cultura de paz es un conjunto de valores, ideas, actitudes y comportamientos que reflejan el respeto a la vida, a la dignidad del ser humano y a la naturaleza, y que ponen en primer plano los derechos humanos, la igualdad entre hombres y mujeres, el rechazo a la violencia en todas sus formas y la adhesión a la democracia y a los principios de libertad, justicia, respeto, solidaridad y tolerancia”.

¿Qué se logra promoviendo una cultura de paz? Una cultura de paz reduce al mínimo la violencia o la erradica; aumenta los niveles de justicia y de respeto a los derechos humanos; fortalece la cohesión social, la erradicación de la violencia y la formación del capital social que sustentan la democracia, la seguridad y el desarrollo que te permiten avanzar hacia la paz.

¿Quiénes son responsables de promover una cultura de paz? La promoción de una cultura de paz es responsabilidad de todas las personas, grupos y organizaciones, pues la paz debe preocuparnos a todas y todos.

Sin embargo, como lo señala la Declaración y Programa de las Naciones Unidas sobre una Cultura de Paz, corresponde en especial a los Estados y gobiernos de todos los países trabajar por una cultura de paz.

Los gobiernos de todos los países suscritos a la ONU tienen una función primordial en la promoción y el fortalecimiento de una cultura de paz, para lo cual tienen que transformar su marco jurídico, crear instituciones y desarrollar políticas públicas hacia programas que promuevan la cultura de paz.

La frase traducida del latín “si vis pacem, parabellum”, indica que es necesario mostrar la fuerza a los adversarios para que no detecten debilidades ni vean oportunidades de victoria si quieren declarar una guerra. Esta máxima se daba a los reinos hace varios siglos, se trataba de mostrar gobiernos fuertes que pudieran hacer frente a las invasiones o guerras.

Actualmente existen instituciones internacionales que velan por la paz mundial. En muchos casos han sido útiles para mediar en los conflictos entre países, por lo que los riesgos de invasión o guerra son muy pocos.

Aunque sí se presentan situaciones en las que hay conflictos entre países, sobre todo en países de reciente creación, de territorios divididos o que presentan conflictos políticos o religiosos con sus países vecinos.

Como lo menciona Johan Galtung, debes tener creatividad para conseguir la paz mediante un cambio de pensamiento, la negociación, la convivencia y el respeto por la vida.

Además de las instituciones internacionales, también la Sociedad Civil ha de comprometerse plenamente en el desarrollo total de una cultura de paz.

De la misma manera, el papel informativo y educativo de los medios de difusión contribuyen a promover una cultura de paz, aunque debes tener presente que a veces se intenta difundir información amarillista que busca confundir a los destinatarios; por ello es importante que los medios se apeguen a los valores que favorecen una sociedad democrática.

Pero, cuando piensas en todo ello, puede surgir la pregunta: ¿por qué promover la cultura de paz?

La cultura de paz contribuye a promover el desarrollo integral y sostenible. Cuando no hay guerras, no hay desigualdad ni discriminación y todas las personas pueden ejercer sus derechos.

El comité español de ACNUR asiste y protege a las personas forzadas a huir de la violencia, de los conflictos y la persecución, apoyando el trabajo de ACNUR y sus colaboradores a nivel internacional, a través de campañas de sensibilización y movilización de recursos para financiar los proyectos humanitarios.

Actualmente tiene proyectos para fomentar la cultura de paz desde la infancia, por ejemplo: “una frase de la paz para cada día”.

Esta actividad está pensada para enseñar a las y los niños la importancia de la tolerancia y el respeto para evitar conflictos; por eso puedes crear un mural para recordar cada día una frase diferente.

Observa la siguiente frase: “o caminamos todos juntos hacia la paz, o nunca la encontraremos” (Franklin).

Lo que queda claro con esta frase es que puedes construir un mundo sin conflictos, pero es necesario coordinarte; para que esto suceda se requiere que en la sociedad valoren la paz, que aprendas a resolver los conflictos por medios pacíficos y que puedas ejercer tus derechos.

Observa y escucha el siguiente video para profundizar sobre el tema.

  1. Solidaridad, dignidad humana y cultura de paz:

Los aspectos más importantes del video señalan que la cultura de paz implica:

El respeto a la vida, el fin de la violencia y la promoción y la práctica de la no violencia por medio de la educación, el diálogo y la cooperación.

El respeto y el fomento de la igualdad de derechos y oportunidades de mujeres y hombres.

El compromiso con el arreglo pacífico de los conflictos.

El respeto pleno y la promoción de todos los derechos humanos y las libertades fundamentales.

El respeto y el fomento del derecho de todas las personas a la libertad de expresión, opinión e información.

La cultura de paz es vivir con libertad, justicia, democracia, tolerancia, solidaridad, cooperación, pluralismo, diversidad cultural, diálogo y entendimiento a todos los niveles de la sociedad y entre las naciones y, animados por un entorno nacional e internacional, que favorezca a la paz.

Observa el siguiente video para entender los principios democráticos que deberían existir en todas las naciones.

  1. Principios democráticos para tomar decisiones

Los principios que permiten la toma de decisiones democráticas y el ejercicio de la ciudadanía se pueden ejercer en todos los espacios de la vida cotidiana.

En tu cuaderno responde: ¿por qué la democracia fomenta la paz en las comunidades? ¿De qué manera puedes participar en la vida democrática del país y fortalecer con ello la cultura de paz?

A través de la Asamblea General de la ONU, cada 21 de septiembre se celebra el día en el que se promueve el fortalecimiento de ideales que conlleven a un mundo en paz, en donde no haya espacio para la violencia y mucho menos para las armas, ese es el principal propósito de cada año.

Sabes que el tema de la violencia es un problema que ataca a la población mundial y, por supuesto, es más que urgente atenderlo, comenzando por promover la idea de un mundo sin violencia.

Estas son algunas acciones y algunos ideales que fomentan la cultura de paz dentro de la sociedad y se pueden aplicar de manera individual y colectiva.

  1. Consciencia y autoconocimiento

Saber quién eres ayudará a reconocer cada uno de tus actos y tus palabras, a saber, el propósito por el que actúan de tal manera.

  1. Mirar los conflictos como retos u oportunidades

Existe una manera positiva de afrontar los problemas y esta es transformándolos en una oportunidad de mejoría, lo que implicará un reto para ti o para las personas involucradas.

  1. La empatía

Explora tu inteligencia emocional y aplica tu capacidad de comprender las emociones de las y los otros.

  1. Respeto por la diversidad

Entender y aceptar que existe diversidad cultural, sexual, biológica y de muchos tipos más, ayuda a mantener una convivencia sana y de respeto mutuo.

  1. Educación con valores

Fomentar los valores desde la infancia es básico para crecer y crear un razonamiento y una consciencia individual y colectiva basada en el bienestar social.

  1. Expresar los sentimientos

No es sano reprimir los sentimientos, sin embargo, debes considerar de qué manera expresar tu estado de ánimo. Existen sentimientos como el enojo o la frustración que en ocasiones dañan. El autocontrol y la autogestión son esenciales en este aspecto.

  1. Atención y cuidado de otros seres vivos

En el planeta vivimos seres de diferentes tipos, humanos, animales, vegetales y más. Es importante respetar mutuamente, sobre todo el ser humano tiene mayor responsabilidad por ser la única especie con capacidad de razonar, por lo que entiende cuando daña o puede causar algún daño a alguna otra especie o al mismo planeta. Enfócate en llevar un estilo de vida sustentable.

  1. Informarse para opinar

Muchos de los motivos por los que inicia un conflicto es por los argumentos sin sustento, cuando exista algún tema del cual sientas la necesidad, obligación o deseo de debatir, infórmate correctamente al respecto para que tengas manera de sustentar tus opiniones, aun cuando el resto opine distinto a ti, el respeto ante estos argumentos evitará discusiones.

  1. Reconocer errores o daños causados

Los errores son parte de la experiencia y son de hecho necesarios para progresar; sin embargo, debes aceptar y reconocer cuando ha sido culpa tuya. Al hacerlo piensa también de qué manera podrás reparar el daño causado.

  1. El compromiso individual

Finalmente, no hay nada más importante que desde la individualidad acepten el compromiso por el bien común. Sólo así, desde ti, se puede comenzar a fomentar una idea o una acción pensada por el bienestar social.

A continuación, reflexiona y contesta las siguientes preguntas en tu cuaderno.

¿Qué me gusta de mí y por qué?

¿Qué no me gusta y por qué?

¿Qué opina mi familia de mí?

¿Cuáles son las expectativas de mis familiares?

¿Qué opinas de sus expectativas?

¿Cuáles son mis acciones para mejorar?

¿Por qué es importante que el cambio de actitudes favorezca la convivencia pacífica?

En las escuelas y en todas las instituciones también se debe fomentar la cultura de la paz. Un ejemplo es el Programa Nacional de Convivencia Escolar (PNCE), que es una estrategia preventiva y formativa para desarrollar ambientes de aprendizaje caracterizados por prácticas pedagógicas y de gestión que coadyuven a la construcción de la cultura de paz y una convivencia armónica, incluyente y democrática.

Este programa busca desarrollar en los estudiantes:

• Autoconciencia emocional.

• Regulación emocional.

• Empatía.

• Asertividad.

• Resolución de conflictos.

En este punto retomarás la iniciativa de realizar un cartel en donde colocarás “una frase de paz para cada día”.

Por ejemplo:

“No basta con hablar de paz. Uno debe creer en ella y trabajar para conseguirla”. (Eleanor Roosevelt).

El Reto de Hoy:

Realiza un cartel con una frase de paz para cada día, durante 5 días. Al término de esos 5 días, reflexiona y escribe por qué escogiste esas 5 frases y cómo pueden ayudarte en tu vida cotidiana para fomentar la cultura de paz.

Para comprender más sobre el tema puedes revisar tu libro de texto y ampliar la información relacionada con la educación para la paz.

¡Buen trabajo!

Gracias por tu esfuerzo.

Deja un comentario