Saltar al contenido
Portada » Prevención de accidentes – Cuidado Cariñoso en Familia Ed. Inicial

Prevención de accidentes – Cuidado Cariñoso en Familia Ed. Inicial

Aprendizaje esperado: Construir una base de seguridad y confianza en sí mismo y en los otros, que favorezca el desarrollo de un psiquismo sano.

Énfasis: Medidas para prevenir accidentes en casa.

¿Qué vamos a aprender?

Hola, papás, mamás, cuidadores y cuidadoras. En esta sección se ha preparado información relevante para Ustedes que les auxilie en la crianza de sus hijas o hijos.

La Educación Inicial es el servicio educativo que se brinda a niñas y niños menores de tres años de edad, con el propósito de potencializar su desarrollo integral y armónico en un ambiente rico en experiencias formativas, educativas y afectivas, lo que les permitirá adquirir habilidades, hábitos, valores, así como desarrollar su autonomía, creatividad y actitudes necesarias en su desempeño personal y social.

La información que se compartirá en esta sesión retoma algunas ideas en el Programa de Educación Inicial Un buen comienzo Programa para la educación de las niñas y los niños de 0 a 3 años Sino la tienes, no te preocupes, la puedes encontrar en la página de Plan y programas de estudio de la Secretaría de Educación Pública, en el apartado de materiales de Educación Inicial:

https://www.planyprogramasdestudio.sep.gob.mx/inicial-ae-programa.html

En esta sesión se va a abordar el tema sobre prevención de accidentes.

Los accidentes pueden presentarse en cualquier momento, forman parte de la vida cotidiana no se producen por casualidad, pueden suceder por factores ambientales, pero también por causas humanas, entonces podemos evitar algunos, es necesario conocer sus causas para poder prevenirlos.

Es importante conocer estos tres elementos, a partir de ello se pueden considerar algunas medidas con la finalidad de prevenir los accidentes en el hogar. Sobre todo, en estos momentos que pasan más tiempo en casa.

Los accidentes en el hogar más frecuentes son:

Asfixia

Ahogamiento

Caídas

Quemaduras

Intoxicaciones

Electrocuciones

Todas y todos pueden sufrir un accidente, pero en mayor medida las niñas, niños y las personas de la tercera edad, y puede deberse al desconocimiento, a la curiosidad o a la negligencia de los adultos responsables.

Recuerden que sus hijas e hijos son exploradores por naturaleza, les encanta jugar y descubrir el mundo a través de sus sentidos, por ejemplo: a las y los niños les encanta abrir las puertas de los muebles de la cocina para observar qué hay adentro, y seguramente se han lastimado los dedos al azotar las puertas.

Las personas de la tercera edad, a medida que se va envejeciendo, los músculos tienden a debilitarse, disminuye la movilidad, agilidad y se presentan dificultades para mantener el equilibrio. En ocasiones también se reduce la visión, y si a esto le añaden los obstáculos que se pueden encontrar en el hogar: como una mala iluminación y pisos resbaladizos, aumentan los factores de riesgo. Las caídas en el hogar son los accidentes más frecuentes entre las personas mayores.

Es muy frustrante cuando a un ser querido le ocurre un accidente, sobre todo cuando saben que pudieron haber realizado algo para prevenirlo, para ello realicen una actividad en la que deben identificar factores de riesgo y prevenir accidentes, imaginen que son investigadoras, investigadores.

Realicen un recorrido minucioso por la casa, identifiquen los factores de riesgo, después de identificar estos factores, elaboren una lista de ellos, que les permita prevenir accidentes.

Al realizar este recorrido se encuentran con los siguientes factores de riesgos.

  1. Una palangana o bañera con suficiente agua.
  2. Juguetes y piezas muy pequeñas distribuidas en una parte del suelo y de la mesa.
  3. Una cáscara de plátano sobre el suelo.
  4. Una botella de jabón líquido a lado de la bañera o palangana con agua.
  5. Pistola de silicón conectada y caliente.
  6. Un tomacorriente al nivel del suelo, sin tapitas protectoras.

Estos factores de riesgo en casa pueden provocar, un ahogamiento, asfixia, caída, intoxicación, quemadura o electrocuciones, para prevenir deben realizar las siguientes acciones concretas que les permitan prevenir accidentes.

  1. No dejar al alcance de las niñas, niños ningún recipiente con agua, para evitar que lo puedan derramar y se resbalen y caigan.
  2. Recoger las piezas y juguetes pequeños para evitar que alguien se asfixie.
  3. Para evitar intoxicaciones, las botellas de productos tóxicos deben estar debidamente marcados y fuera del alcance de las niñas, niños e incluso de los adultos mayores.
  4. Recoger la cáscara de plátano o alguna otra basura para evitar caídas.
  5. Si no están usando una pistola de silicón, desconéctenla y colóquenla en un lugar fuera del alcance de las niñas y los niños, para evitar que se quemen.
  6. Ponerles tapitas protectoras a los tomacorrientes.

A continuación, algunos consejos para evitar que las niñas y los niños sufran accidentes.

Para prevenir la asfixia:

Cuidar que las niñas y los niños no introduzcan en su boca juguetes pequeños u otros objetos.

No utilizar ropa de cama que pueda provocar estrangulamiento como son sábanas demasiado largas, camisones, prendas con cuellos estrechos.

Mantener fuera de su alcance bolsas de plástico para evitar que jueguen con ellas.

Para prevenir ahogamiento:

No dejar recipientes con agua al alcance de las niñas y los niños.

No dejar a los bebés solos en la tina o bañera.

No dejar a sus hijas o hijos solos cerca de una alberca.

Para prevenir caídas:

Nunca dejar sola a una niña o niño en la silla portabebéś.

Impedir que jueguen, se sienten o corran en las escaleras.

Cerciorarse de que las escaleras tengan pasamanos.

No trepar, ni permitir que las niñas y niños trepen a los muebles y permanezcan de pie sobre ellos.

Para evitar quemaduras:

Alejar a sus hijas e hijos de la cocina y el área donde se plancha la ropa.

Impedir que jueguen con cerillos, velas, encendedores o cohetes.

Para evitar intoxicaciones:

No dejar los productos de limpieza al alcance de las niñas y niños, ni guardarlos en botellas de bebidas.

Guardar los medicamentos bajo llave.

Para evitar electrocuciones:

Enseñar a sus hijas e hijos a no introducir llaves, alfileres u otros objetos en los orificios de los contactos.

No permitir que usen aparatos eléctricos cerca del agua.

Desconectar los aparatos eléctricos si no están en uso. En caso de no resultar práctico, asegurarse de que los cables estén fuera del alcance de las niñas y niños, para evitar que se los lleven a la boca.

Con estas medidas muchas mamás, papás y cuidadores tendrán más herramientas para prevenir accidentes. No olviden que también es muy importante contar con un botiquín y tener a la mano los números telefónicos de emergencia.

Para concluir y relajarse observen el siguiente cuento.

  1. El gato de la caja.
https://www.youtube.com/watch?v=131rxfOldn8&list=PLVBlddRXYB8cAOhXPVxI-MQkpBL5ZT4mX&index=26

Si tienen dudas o necesitan ayuda para realizar las actividades propuestas o alguna sugerencia y quieren compartirlas con nosotros pueden enviarlas al correo [email protected]

¿Tienes dudas de la clase?.

Haz una pregunta dando clic aquí

Los comentarios están cerrados.